Listen to this article

imagen

SANTO DOMINGO.- El Departamento de Estado de EE.UU. criticó enérgicamente el concordato entre República Dominicana y la Santa Sede que designa al catolicismo como religión oficial del Estado, pese a que la Constitución garantiza la libertad de religión y de creencia.

img class="aligncenter wp-image-24198" src="https://notisol.net/wp-content/uploads/2024/04/Ramon_Gomez_401.jpeg" alt="" width="110" height="278" /

Un informe publicado este lunes en la página web del importante organismo estadounidense indica que el Estado dominicano concede privilegios especiales a la Iglesia Católica, que no se conceden a otros grupos religiosos, como la financiación de los gastos eclesiásticos, incluidos los de administración y construcción, excepciones en materias de visados y exenciones de derechos de aduana para los funcionarios de esa religión.

Destaca que los miembros de grupos no católicos han expresado su preocupación por la preferencia del Gobierno dominicano por la Iglesia Católica, la falta de protección legal explícita para las demás iglesias y el tratamiento de las mismas como Organizaciones No Gubernamentales (ONG).

NO HAN TOMADO MEDIDAS

Según los observadores religiosos, ni el gobierno dominicano ni el Congreso han tomado medidas significativas para modificar el marco legal existente en esta materia.

Asimismo, resaltan el crecimiento de las iglesias y sus contribuciones al país para apoyar su petición de una mayor igualdad de acceso, beneficios y reconocimiento por parte del gobierno.

El Departamento de Estado también criticó que las fiestas reconocidas a nivel nacional, conocidas como Día de Fiestas, también incluyen días que tradicionalmente solo pertenecen a celebraciones de la Iglesia Católica.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí